CEAPA condena el uso político de la Educación y que se desprestigie el trabajo de centros y profesorado

Prevenir el consumo de alcohol y tabaco con perspectiva de género
1 abril, 2019
CEAPA exige un año más unas vacaciones sin deberes para todo el alumnado
10 abril, 2019

CEAPA condena el uso político de la Educación y que se desprestigie el trabajo de centros y profesorado

MADRID, a 4 de abril de 2019. La Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnado (CEAPA) condena el uso político de la Educación que se está dando durante la precampaña y que se pongan en cuestión la calidad de centros públicos y el trabajo del profesorado por motivos políticos. En respuesta a las declaraciones de algunos líderes políticos, que anuncian su intención de arrebatar a las CCAA las competencias educativas y lo justifican atacando a la Escuela Pública de los territorios bilingües, la Confederación muestra su solidaridad con las comunidades educativas de dichos territorios, se declara a favor de mantener y reforzar el modelos actual y pide responsabilidad a los candidatos.

Desde el movimiento de madres y padres recuerdan que el ordenamiento territorial actual se encuentra protegido por la Constitución Española de 1978. Esta estructura y las transferencias competenciales se tomaron con el objetivo de acercar las administraciones a la ciudadanía. Cuando las decisiones políticas y técnicas se toman cerca del territorio, tienen en cuenta de manera mucho más eficiente sus particularidades y necesidades.

La Confederación constata como estos anuncios de recentralización son acompañados habitualmente de ataques al funcionamiento de los sistemas educativos de los territorios con comunidades bilingües de nuestro país. Las declaraciones contra los centros de CCAA con políticas lingüísticas propias, que ponen en cuestión la calidad de los mismos y acusan al profesorado de adoctrinamiento, han elevado el tono, volviéndose cada vez más capciosos y difamatorios. El principal objetivo suele ser la enseñanza y el uso como lengua vehicular de la propia del territorio en cuestión.

CEAPA lamenta que este tipo de uso político de la Educación y la Escuela Pública busque crear la crispación tanto en los centros como en la comunidad educativa, y que trate de fabricar conflictos donde previamente no existían. Para las familias de la Escuela Pública la lengua es un elemento de cohesión social y no un arma de enfrentamiento, y la pluralidad lingüística nos define y enriquece como país.

Por todo ello, desde CEAPA se insta a los candidatos para el próximo ciclo electoral a que eviten este tipo de declaraciones. Las madres y padres rechazan las tácticas electorales que utilizan la Educación como un arma política y condenan cualquier intento de desprestigiar el trabajo de los docentes o la Escuela Pública como argumento electoral.

El debate político sobre Educación debe ser constructivo y buscar consensos, no el conflicto, como se ha venido haciendo históricamente, y siempre desde el máximo respeto a la diversidad y pluralidad de nuestra realidad como nación, para una mejor convivencia pacífica y democrática.